Una lucha de años de Concacaf que podría descalificar a la tricolor de competencias internacionales.

OCHOA CAPITÁN DE MÉXICO Y UN PEDIDO CONTRA LA HOMOFOBIA.

El veterano arquero de la Selección de México, Guillermo Ochoa, héroe de las semifinales de la Liga de Naciones ante Costa Rica, reclamó el sábado a sus aficionados que dejen de lanzar su grito homofóbico en los partidos, que puede derivar en fuertes sanciones por parte de Concacaf.

“Aprovecho para insistir y pedir a los fans que dejemos ese grito, que no nos ayuda en nada, que nos está afectando”, dijo el arquero el sábado en la conferencia de prensa previa a la final del domingo ante Estados Unidos.

“A los aficionados en el estadio el día de mañana y en los siguientes partidos … Dejarlo ya, se lo pedimos nosotros los jugadores de la selección, el cuerpo técnico”, pidió Ochoa, que abordó el asunto sin pregunta previa.

“A la larga nos puede perjudicar. Dediquémonos a disfrutar el partido, a apoyar a los jugadores y, sin duda, a respetar al rival (…) Apoyemos el espectáculo del fútbol con cosas que nos apoyen y no que nos perjudiquen”, zanjó el arquero del América, de 35 años.

Fuente: 442.perfil.com

Deja una respuesta